Cómo puedes hackear wifi sin programas

Cómo robar wifi sin programas fácilmente

Hay múltiples formas de robar wifi sin programas, sin embargo, estos métodos suelen tener una tasa de éxito más baja en comparación con aquellos métodos que usan programas que automatizan todos los procesos.

La manera más sencilla de obtener acceso a internet por medio de una red Wifi, es probando multitud de contraseñas a fuerza bruta, algo que aparte de ser muy tedioso, suele tener una tasa de éxito muy baja.

Cómo hackear una red wifi sin programas

Contraseñas más utilizadas en los routers

Si de igual manera queremos probar este método, podemos hacer uso de las contraseñas más genéricas que son:

1234567890

0123456789

Muchas empresas utilizan estas contraseñas como una manera de establecer conexiones rápidas y que posteriormente el usuario modifique la contraseña a su gusto, sin embargo, muchos usuarios por comodidad, porque no saben cambiarlas o por simple desconocimiento del tema, dejan esa misma contraseña, sin darse cuenta de que es un peligro para su seguridad.

Otra alternativa para establecer conexiones wifi ilegales, es usar la siguiente cifra como contraseña:

0000000000

En muchas redes este número es usado para que los administradores, en estos casos la empresa que entrega los servicios, pueda trabajar de manera Interna en la red, sin embargo, es un método que con el paso de los años ha sido aislado por lo inseguro que es, de igual manera, hay algunas empresas que aún mantienen este método, especialmente en redes pequeñas que no cuentan con mucha velocidad en su navegación. Otro de los detalles a considerar, es que es posible que si establecemos conexión, la conexión sea limitada, por lo que en muchos casos no nos servirá realmente este tipo de truco.

Otro método para robar wifi sin programas

Otra manera que suele tener éxito a la hora de robar wifi sin programas, es el buscar redes que se encuentren abiertas, por lo general, este tipo de redes pertenecen a establecimientos comerciales que comparten una red wifi con sus clientes.

Antenas Wifi de largo alcance

Las peculiaridades de las antenas wifi es que su rango de uso suele ser limitado al establecimiento, sin embargo, se puede aumentar este rango haciendo uso de una antena wifi de largo alcance. La puedes comprar en cualquier establecimiento por menos de 100€, y te puedes ahorrar muchos meses de Internet. Este tipo de antenas se usan junto a conexiones por cables. Gracias a este gran alcance, es común que este tipo de antenas se ubiquen sobre el tejado, aunque también hay algunas que se pueden utilizar como si fueran un simple router.

La principal característica de las antenas wifi es que pueden captar conexiones wifi de todo tipo en un rango de alcance entre los 10 y 20 kilómetros. Solo se necesitará un poco de paciencia y suerte para ir probando si alguna de las conexiones detectadas cuenta con una seguridad baja o ninguna.

Como dato adicional, se puede señalar que este tipo de antenas suelen incluir un par de programas para detectar de mejor maneras las conexiones wifi, y poder tener acceso gratuito a internet.

Este método de utilizar una antena de largo alcance, también suele ser ideal para conseguir robar wifi en conexiones que tengan una seguridad WEP, la cual suele ser menor en comparación con el protocolo WPA o WPA 2, los cuales al tener un cifrado mayor, será más complejo obtener las contraseñas y en muchos casos, se requiriera de una serie de programas y conocimientos avanzados.